YeguasyCaballos.Com

Cómo elegir la silla de montar adecuada

| 0 Comentarios

file4561301921343

Una de las decisiones más importantes que se deben tomar antes de montar, junto con la elección del caballo, es escoger la silla de montar adecuada, a nuestro caballo y a nosotros. Para poder tomar una decisión correcta, se deben tener en cuenta una serie de indicaciones. Primeramente, deberemos saber qué tipo de silla de montar queremos, dependiendo del tipo de actividad que vayamos a realizar, doma, salto, etc.  Los tipos de sillas de montar que podemos encontrar actualmente en el mercado son:

·Montura mixta o de uso general: es la más utilizada en el mundo de la hípica, tanto por principiantes como por expertos, ya que es una silla intermedia entre la doma y el salto, y por tanto válida para cualquier tipo de equitación. Una silla de montar de este tipo es la silla de montar inglesa.

·Montura de doma: es frecuente su uso en la doma clásica. Se caracterizan por tener una estructura más estrecha, borrenes desarrollados y un faldón más recto y largo para proporcionar al jinete una posición más alargada de la pierna. Estas propiedades hace de que esta silla de montar suela ser una silla más suave,más ligera y menos rígida. Dentro de este tipo de monturas, encontramos la silla de montar de alta escuela.

·Montura campera: son sillas de montar grandes y anchas, con la finalidad de que el jinete encuentre la mayor comodidad posible, puesto que habitualmente se han utilizado para trabajos en el campo o con ganado. Del mismo modo, a estar diseñadas para ser utilizadas durante muchas horas, también deben ser cómoda para el caballo. Modelos de esta montura son la silla de montar australiana, silla de montar campera española, silla de montar portuguesa, silla de montar vaquera, silla de montar western o tejana y la silla de montar campera menorquina (diseñada específicamente para las “alzadas menorquinas”)

·Montura de salto: la característica principal de esta silla de montar es su ligereza, puesto que es necesaria para esta disciplina. Su estructura es redondeada.con un asiento menos profundo y un borrén delantero bajo que permite la salida del jinete durante el salto. También, se caracteriza por un faldón salido hacia delante rodilleras que permiten un mejor agarre del jinete.

·Montura de marcha: se utilizan para cabalgar largas distancias. Tienen un asiento amplio y rodilleras acolchadas para asegurar al jinete una cabalgada confortable. El objetivo de esta silla es repartir el peso del jinete sobre el lomo del caballo, por la cual cosa, tiene un forma ergonómica que cumple con este requisito. Un modelo que se considera dentro de esta distribución es la silla de montar Raid.

·Montura de carrera: su uso se limita a la participación en este tipo de competiciones. Dentro de esta clasificación nos encontramos con la silla de montar de entrenamiento.

·Montura de amazona:  están diseñadas concretamente para montar al caballo con las dos piernas hacia el lado izquierdo. Suelen ser de asiento ancho, plano y uniforme, para asegurar la comodidad del jinete. Asimismo, la montura cuenta con dos soportes para colocar las piernas.

Tras haber elegido elegido el tipo de silla de montar que se adecua mejor a tus necesidades, deberás tomar las medidas necesarias para asegurarte de que esta se ajuste correctamente a tu caballo. Para ello deberemos seguir dos sencillos pasos:  

1. Debes medir la distancia desde la base de la espalda del jinete hasta su rodilla. Mediante esta medida, sabremos las pulgadas que debe tener nuestra silla de montar.

MEDIDA PIERNA (cm)

TALLA DE SILLAS (pulgadas)

HASTA 41 cm

15”

DE 42 a 46 cm

16”

DE 47 a 50 cm

16 ½ “

DE 51 a 54 cm

17”

DE 55 a 58 cm

17 ½”

DE 59 a 61 cm

18”

A PARTIR DE 62 cm

19”

2. Ahora tenemos que hallar la medida de apertura de la armadura. Para ello (si no disponemos de un medidor de Dorso) cogeremos un trozo de alambre, lo colocaremos a la altura de la cruz por detrás de la escápula, y lo moldearemos según la forma de nuestro caballo. Finalmente, con una regla o con un metro, medimos la distancia entre los dos extremos.

Gracias a estos sencillos consejos, conseguiremos que nuestra silla de montar tenga las medidas para que se adecue a nosotros y nuestro caballo.

Por otra parte, hemos de tener en cuenta que la silla de montar sea de nuestro gusto y nos sea cómoda, ya que si a la hora de montar nos resulta confortable, se lo transmitiremos al caballo.

Por último, antes de comprar la silla de montar, debemos revisar el armazón de ésta, ya que si está roto podría causarle rozaduras a nuestro caballo.

Tras tener en consideración todas estas recomendaciones, tan sólo deberemos elegir la silla de montar que mejor se ajuste a nuestras necesidades y requisitos, entre la amplísima variedad de modelos de todas las clases y precios, que podemos encontrar en el mercado.

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.